Lo que nadie se imagina 13

Sebastián Peralta toma la mano de Marujita Molina y la mira directamente a los ojos. “Esta noche haremos la prueba del amor”, le dice con ansias en medio de la plaza Bolognesi, en Cercado de Lima. Ella asienta con la cabeza y aguarda en silencio: está preparada para dejarlo todo esa noche.

Caminan hacia su destino con firmeza. Ambos se miran decididos a llegar hasta el final. En el trayecto se cruzan con varios hoteles de mala muerte. Ninguno importa, nada se compara con lo que están por hacer: la prueba definitiva del amor incondicional.

Han llegado. Se toman de la mano. Se dan un último beso. Ahora caminan con paso marcial, siempre dignos hasta acabar la noche.

*****

Parte policial – 12 de julio de 2012 – 5:26 a.m.

Una pareja, que salía de un evento de salsa denominado ‘La Descarga’, fue hallada en evidente estado de ebriedad en el cruce de las avenidas Talara y Brasil. La vecina Clementina Pajares, identificada con el DNI 83471983, reportó que un hombre yacía sobre la pista, bañado en su propio vómito, mientras su mujer lo halaba del brazo.

“Para esto tomas, reconchatumadre. Ahora dime, quién mierda te aguantará estas cosas”, gritaba la susodicha mujer en repetidas ocasiones, según atestigua Doña Clementina, perturbando el descanso de la vecindad. “Nadie más que yo, carajo, nadie más que yo”. 

El incidente duró al menos 20 minutos hasta que la mujer logró detener a un taxi. Durante ese lapso, dos ladrones quisieron aprovecharse de la situación, pero la susodicha mujer alejó a la amenaza haciendo uso de gas pimienta y un pedazo de ladrillo que había por allí cerca.

Con ayuda del taxista, la mujer logró introducir a su pareja en la parte trasera del vehículo. La versión de Clementina agrega que la referida mujer, luego de discutir con el chofer sobre el precio de la carrera, sustrajo del pantalón de su pareja su documento de identidad para mostrárselo al chofer: “Aquí llévame, aquí carajo, ¿no lees?”.

Finalmente la misteriosa pareja  abordó el taxi de placa VOD-231 con dirección desconocida.

*****

Parte policial – 12 de julio de 2012 – 8:38 a.m.

Personal del serenazgo del distrito de Los Olivos intervino a una mujer de 25 años, identificada como Marujita Molina, luego de ser denunciada de supuesta ‘pepera’ por los vecinos de la avenida Naranjal, cerca al cruce con la avenida Universitaria. Testigos reportaron a la policía cómo Molina descendía a su supuesta víctima, identificada como Sebastián Peralta, de 27 años, de un vehículo de placa VOD-231.

Molina negó los cargos en su contra, a pesar de los testimonios. Los agentes se vieron obligados a enmarrocarla ante su negativa a ser trasladada a la comisaría de la zona para mayores investigaciones. 

Fue Carmen Sicheri de Peralta, madre de Sebastián Peralta, quien salió de su domicilio alertada por la bulla para detener la intervención, alegando que Molina es en realidad enamorada de su hijo. 

Una vez hecha la aclaración, la joven Molina fue liberada e ingresó al domicilio de Carmen Sicheri de Peralta para ayudarla con el traslado de su hijo, quien aún sufría los efectos del alcohol.

“Carajo, esto sí que es amor”, dijo Sebastián Peralta antes de desvanecerse.

Foto: Jan van Beers – Wikimedia Commons

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s