Fue el destino… No, solo buenas decisiones… Creo que sí fue el destino…

El Diccionario de la Real Lengua Española describe la palabra destino como el encadenamiento de los sucesos considerado como necesario y fatal, y la circunstancia de serle favorable o adversa esta supuesta manera de ocurrir los sucesos a alguien o a algo. La pregunta cae por sí sola: ¿crees en el destino?

Personalmente, tengo una filosofía sobre el tema. El destino siempre será un relato lineal que encadena varios sucesos, tal como los capítulos de un gran libro llamado vida. Bajo esta perspectiva, el destino siempre será único, pues nadie puede tener dos vidas paralelas para saber qué decisión fue la correcta. Percibirlo requiere detenernos un momentito y mirar siempre hacia atrás para ver la línea única que dejamos.

Suelo decir que no existen destinos fatales o equivocados, sino decisiones erróneas que nos hicieron sentir de una manera determina. Nadie puede elegir dos opciones a la vez, por lo que tampoco nadie puede decir que tiene un destino fatal, ya que nunca sabrá las consecuencias de la otra opción. En la película ‘Mr. Nobody’, el personaje cuenta que en un punto de su vida tuvo que elegir entre vivir con su madre o su padre tras la separación; por lo tanto, se cuenta cómo el protagonista vive sus dos vidas por separado, pero sin arrepentirse ya que su decisión traía cosas buenas y malas también.

Mi propuesta gira en el pasado; no obstante, en el presente también hay señas para darse cuenta del destino. Hagamos un ejemplo, un día te animaste por salir a caminar por la calle y te cruzas con una persona muy carismática. Se conocen, salen a tomar unos cafés y la pasan muy bien juntos. Te sientes feliz, te sientes contento y te preguntas si esa persona genial estaba escrita en tu destino. La respuesta es simple: se cruzaron de casualidad tras haber elegido antes un destino (animarse a salir a caminar) para luego decidir conocer a la persona en cuestión, este solo hecho hace que el primer destino se fusione con el segundo (conocerse con el individuo) para seguir todo por un mismo tramo.

En síntesis, la actualidad es una constante fusión de destinos elegidos anteriormente bajo una sola narración de los hechos y son nuestras decisiones las que determinan la continuación del destino elegido en el presente con proyección al futuro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s